La ayuda mutua en tiempos de pandemia y emergencia ecológica

Esta pandemia nos ha pillado por sorpresa, nos está sometiendo a una prueba para la que no estábamos preparados, nadie podía esperar lo que está ocurriendo… no estoy seguro de suscribir estas afirmaciones, no en su totalidad al menos: quizá algunas personas y organizaciones ya nos habían advertido de esta circunstancia y de otras relacionadas con el momento histórico que vivimos.
Sólo por citar algunas (1): Toffler en 1970, Mintzberg en 1979, Battram en 2001, Subirats en 2011, Santiago Muiño en 2016, Martí, Barreiro y Khanna en 2017, nos hablan de la crisis social que nos afecta como una crisis de la globalización que va más allá de una crisis económica para presentarse como una crisis civilizatoria. Hemos superado ya la capacidad de los ecosistemas para reponerse de la fuerte presión a la que se ven sometidos por la acción humana, fundamentalmente por nuestra acción económica.
La consecuencia de la industrialización, la explotación de los recursos naturales, la contaminación, la producción de alimentos a escala industrial y del aumento de la población mundial ha sido un tremendo impacto ecológico que ya fue subrayado en 1972 por el estudio Los límites del crecimiento (2), que elaboró el Massachusetts Institute of Technology (MIT), por encargo del Club de Roma. El informe y sus actualizaciones en 1992, 2002 y 2012 han dejado claro que “no puede haber un crecimiento poblacional, económico e industrial ilimitado en un planeta de recursos limitados”.
Gracias a este informe –y sus actualizaciones– cada vez más gente ha comprendido el aumento que se ha producido en los peligros inherentes a las relaciones que la Tierra mantenía con los seres humanos, hasta entonces estables, Latour dixit (3). Todo el mundo presentía –señala– que había que plantearse la cuestión de los límites. “Pero se ignoró para poder seguir saqueando el suelo y hacer uso y abuso de él”. Las élites sintieron en esos años que la fiesta había terminado. Entendieron perfectamente –continúa diciendo– la amenaza que se cernía sobre la seguridad de sus fortunas y la la permanencia de su bienestar.
Concluyeron entonces que ellas no serían las llamadas a pagar el vuelco que estaba ocurriendo, resolvieron abandonar la idea de un futuro común y se desembarazaron, más si cabe, de la solidaridad: de ahí el desguace del Estado del Bienestar y la explosión de más desigualdades sobre las desigualdades estructurales que ya nos acompañaban.
Decretaron la construcción de su fortaleza dorada donde estar a salvo: de ahí la extracción masiva de todo lo que queda por extraer para ellos y sus hijos y las barreras en las fronteras a las personas migrantes.
Sin embargo para los demás mortales esta unión de libertad y mercado, que tan bien parece haber tratado a algunos, es el huevo de serpiente que nos ha privado de la libertad para decidir sobre nuestras vidas y nos ha conducido al borde del colapso ambiental. No existe, ni puede existir, la libertad en una realidad de desigualdad social, precarización, desempleo estructural, injusticia y falta de oportunidades. Para los más afortunados y afortunadas de entre nosotras, la tiranía de la libertad de mercado nos ofrece lo único que puede entregar: poder elegir pero no poder decidir.
En todo caso, hayamos hecho o no ojos ciegos y oídos sordos hasta ahora, en estos momentos la humanidad entera estamos viviendo una gran prueba marcada por la crisis social y la crisis medioambiental: necesitaremos sacar lo mejor de nosotros y nosotras mismas si queremos salir adelante poniendo las bases para un futuro mejor. Algunas personas (4) nos indican que la intergeneracionalidad es un elemento clave de futuro a la hora de definir las agendas clímática y social siglo XXI. Dicho en román paladino, no sólo hay que pensar en las necesidades de los individuos del presente, también hay que hacerlo en las de las generaciones futuras.
No podemos, como parece que estamos haciendo y como hay quien defiende incluso con éxito, salir de ésta sólo pensando en el corto plazo y en la urgencia de lo nuestro, también tenemos que pensar en el resto del mundo y en el mundo que dejaremos a quienes nos sucederán.
Para evitar que la libertad de mercado, en la recuperación de la «economía de posguerra» que viene, se convierta en una déspota, para otras personas menos afortunadas y para el futuro, es esencial una ciudadanía imbuida de virtud cívica, consciente de lo que es y lo que no es real, que no permita el agotamiento de recursos, la injusticia, la degradación de los servicios y la calidad ambiental.
Hemos de que tomar conciencia de que ni el planeta ni los recursos son nuestros, sino que pertenecen a todas las generaciones que lo habiten en el presente y en el futuro. No podemos, por tanto, continuar apropiándonos de los recursos igual que quien roba algo porque nadie lo ve. No hay libertad sin igualdad ni fraternidad. Sin ellas cada individuo —presente y futuro— no puede desplegar sus potencialidades. Y ese derroche de capacidades y talento ninguna sociedad se lo puede permitir.
Necesitamos alumbrar un cambio de estado. Una metamorfosis. Un proceso de cambios económicos y sociales que conduzcan a una nueva civilización, que descanse en el consumo justo, equitativo y frugal de energía y materiales y en la conquista de una nueva abundancia social: de tiempo, de relaciones sociales, de sentidos y de experiencias. Un cambio que no permita comprar ‘sostenibilidad’ con dinero (como paradigma y ejemplo de lo que estamos haciendo y de lo que corremos el inmenso riesgo de seguir haciendo mal).
Para poder conjugar todas estas necesidades, no sólo de todas las personas que habitamos el planeta sino de todas las generaciones que lo habitarán, el primer mandamiento es el del ‘cuidado’: de la naturaleza y de las personas.
Es falso el dilema entre libertad e igualdad que nos plantea la economía ortodoxa al uso, necesitamos otra economía que plantee la conexión de la libertad y la igualdad desde el cuidado y la justicia.
Otra economía posible, que se defina en función de la “sostenibilidad de la vida” y el bienestar de sus miembros y de toda la sociedad como sistema global. Una economía para la equidad, la soberanía ciudadana, el mutualismo y el valor del trabajo cooperativo, el beneficio como no lucro, la propiedad como usufructo, el municipalismo y la gobernanza en redes glocales de ciudades, municipios y territorios.
Una economía cívica y solidaria, que sirva para la transformación local y global, que nos cuide y que nos proteja de las violencias del capital, que ponga primero a las personas.

Una economía como la que proponemos desde FonRedess, Fondo para el Desarrollo de Redes de Economía Social y Solidaria, acompañando con ayudas reintegrables a proyectos de agroecología y soberanía alimentaria, canales cortos de distribución, mercados ecolocales y alimentos saludables, movilidad sostenible que favorezca la reducción de las emisiones de gases a la atmósfera y que favorezca la recuperación de las ciudades para la ciudadanía; también proyectos de cultura como elemento de enriquecimiento personal, de transformación social y de cuidados de la vida de una población y de su territorio y de los seres vivos, humanos y no humanos, que lo habitan.

Necesitamos cerrar la brecha entre lo que estamos haciendo de la mano de quiénes piensan más en el dinero que en la vida y lo que debemos hacer, lo que sabemos cada uno de nosotros y de nosotras que es correcto hacer.

 

Primero necesitamos no adormilar nuestra conciencia y nuestra inteligencia; después necesitamos decir bien lo que pensamos, sacudiéndonos el miedo que nos hace hablar como si esgrimiéramos un arma; y, finalmente, necesitamos hacer lo que nos dicta nuestra conciencia y nuestra inteligencia en compañía, reconociéndonos libres e iguales para pactar y acordar. Ésta es la manera que queremos alimentar: libertad para pensar, responsabilidad para decir, compromiso para actuar.
Para esto te invitamos, para pensar, decir y hacer la economía del apoyo mutuo.
Francisco Soler Luque y Javier Moreno Ibarra con socios de Acción Politeia y FonRedess
NOTAS
(1)
Barreiro, B. (2017) La sociedad que seremos.  Planeta, Barcelona.
Khanna, P. (2017) Conectografía: mapear el futuro de la civilización mundial. PAIDÓS Estado y Sociedad,  Barcelona.
Battram,  A. (2001) Navegar por la complejidad: guía básica sobre la teoría de la complejidad en la empresa y la gestión. Ediciones Granica.
Martí, J.M. (2017) La España de las ciudades. El estado frente a la sociedad urbana. EDLibros, Barcelona.
Mintzberg, H. (1979) The structuring of organizations. Englewood Cliffs, N.J.: Prentice-Hall, Inc. Trad. cast. La estructuración de las organizaciones (1998). Ariel, Barcelona.
Santiago Muiño, E. (2016) Rutas sin mapa. Horizontes de transición ecosocial. Catarata.
Subirats, J. y otros. (2011) ¿Cómo gobernar la complejidad? Invitación a una gobernanza urbana híbrida y relacional. Barcelona, Athenea Digital – 11(1): 63-84.
Toffler, A. (1970) El shock del futuro. Plaza & Janés, Barcelona.
(2)
Meadows, D.H.; Meadows, D.L.; Randers, J; Behrens, W. (1972) Los límites del crecimiento: informe al Club de Roma sobre el predicamento de la Humanidad. Creative Commons BY-NC  http://www.donellameadows.org/wp-content/userfiles/Limits-to-Growth-digital-scan-version.pdf
(3)
Latour, B. (2018) Dónde aterrizar. Cómo orientarse en política. Taurus, Barcelona
(4)
Brown, E. (1999) Un mundo justo para las futuras generaciones: derecho internacional, patrimonio común y equidad intergeneracional. Mundi Prensa Libros S.A.
Edith Brown plantea que es propósito del Estado y de la sociedad realizar y proteger el bienestar y prosperidad de todas las generaciones: el principal deber planetario es el que establece que cada generación presente sólo puede tomar del planeta aquello que le resulte necesario para satisfacer sus necesidades sin comprometer la capacidad ecológica y socioeconómica de las generaciones futuras para satisfacer sus propias necesidades. Cumplir con este deber es dejar de quitar a las generaciones futuras algo a lo que tienen derecho, no entregarles algo. Los deberes planetarios –dice Brown– se imponen a cada sujeto en cuanto miembro de la generación presente y sólo tienen significado si se traducen en deberes específicos, en el derecho internacional y en el derecho interno de cada estado, respecto a la utilización de los recursos naturales y la conservación del medio ambiente. Según esta autora existen cinco clases de deberes de uso: a) de conservación de los recursos; b) de acceso equitativo a la utilización de los recursos; c) de prever o disminuir el impacto negativo sobre los recursos o la calidad ambiental; d) de minimizar los desastres; e) de soportar los costos del daño.

En la emergencia y + allá de ella: la financiación desde las Asociaciones de la Red de Finanzas Alternativas y Solidarias (REFAS)

refas

Respuestas concretas, desde un “espacio” que, a nuestro pesar, se va haciendo cada vez más grande, los proyectos y empresas excluidas del crédito bancario.

Quiero en este artículo poner en valor, en la emergencia y más allá de las respuestas de emergencia, el trabajo, día a día, de la actividad y la financiación que realizan las Asociaciones de Finanzas Alternativas y Solidarias, presentes en toda España, a través de la concesión de ayudas-reintegrables a proyectos de empleo y autoempleo, del apoyo a nuevas empresas en cada lugar, de la financiación a pequeños productores del Sur, a través de cooperativas, compuestas fundamentalmente por mujeres campesinas.

Las Asociaciones de Finanzas Alternativas y Solidarias, tienen su actividad fundamental en el estudio, apoyo y acompañamiento de nuevas iniciativas, nuevas empresas, que excluidas del crédito bancario, surgen en su zona de actuación. Buscando su viabilidad, apoyando, a través de sus redes la producción y el consumo responsable, que los haga sostenibles y viables.

A principios del año 2020, estaban abiertos y con actividad, un total de 450 proyectos, con una financiación por valor de 1.400.000 €, la mayor parte de estas empresas son pequeños negocios situados en barrios y pueblos, empresas socioculturales, que desde la declaración del estado de alarma han tenido que readaptar su actividad por dificultades en la distribución de sus productos o están cerrados hasta que se levanten las restricciones.

¿Qué acciones han realizado nuestras asociaciones? Si bien no hay una acción uniforme en todas las organizaciones que componemos REFAS, si hay una serie de medidas que se concretan de una u otra forma por todas nuestras asociaciones, como son:

Lo primero un contacto personal con cada una de las empresas y proyectos, para poder realizar una valoración precisa y poder tomar medidas correctas; una moratoria en el pago de sus cuotas de devolución de las ayudas-reintegrables de 6 meses; una moratoria en la cuota de socios, y sobre todo, un acompañamiento que continuará para la reformulación del proyecto, búsqueda creativa de posibles alternativas (compromisos de compra en el futuro, contratación de nuevos eventos, anticipando su pago, que hoy faciliten el acceso a efectivo a través de los clientes habituales), para afrontar pagos.

También reuniones con las Administraciones Públicas, contrapartes, para la búsqueda de soluciones e información sobre las ayudas existentes.

En los proyectos que se tienen abiertos en Benín, Senegal, Honduras y Ecuador, a algunos se ha planteado la condonación de los intereses del año 2020, refinanciación y aumento de los plazos de devolución.

Todo acompañado del esfuerzo de las personas trabajador de la asociación y del equipo de voluntarios/as, ampliando los recursos de personal dedicados al acompañamiento de proyectos y de su reformulación, comprometidos en la articulación de una economía que facilite la consolidación de proyectos de vida y el sostenimiento de la población en la España vaciada. Y del seguimiento del impacto que está teniendo en la producción y comercialización de sus productos.

Además, hemos puesto en marcha, a través de varias reuniones de REFAS, el apoyo de las redes de Economía Alternativa y Solidaria y de las Finanzas Éticas, apostando, siempre, por el sostenimiento e impulso de la actividad económica, muy eficaces y resilientes en estos momentos. Apostando por el impulso y adaptación a las nuevas tecnología, del comercio electrónico… que facilite la digitalización de las empresas.

Hoy, nos encontramos traspasados por el Covid-19, por las consecuencias que ya está teniendo y las que se avecinan a aquellas personas que, a través de su trabajo, de pequeños negocios y atrevidas empresas, se pusieron a hacer economía de proximidad, en los barrios y en los pueblos. Pequeños proyectos personales y cooperativos que a través de una financiación de cercanía proporcionada por entidades de la Red de Finanzas Alternativas y Solidarias, pudieron acceder a ayudas reintegrables, sin intereses, para poner en marcha un sueño, que les proporcionara un medio de vida y una consolidación de sus proyectos de vida, a favor de la sociedad. También una financiación realizada en los países del sur, para que pequeñas productoras, cooperativistas, sobre todo mujeres, pudieran asegurar una vida digna para ellas, sus familias y comunidades, a través de una financiación y un comercio justo.

Constatamos, a nuestro pesar, como se va ampliando el “espacio”, el número de situaciones y de personas que son objeto de nuestra acción. Se amplía el número proyectos y personas, en una economía que crece, que quedan al margen del camino, excluidas del apoyo financiero que les permita reconstruir la Vida, integrar y desarrollar proyectos de vida. Es la acción de nuestras entidades, a través, de las ayudas-reintegrables para el mantenimiento del empleo, responden con rapidez y concreción a esas iniciativas, que supongan un sostenimiento del trabajo (reparación de un tractor, adquisición de una nevera para el refrigerado de sus productos, financiación para su formación). Respuestas que, con mucho trabajo y creatividad, hacen posible la adaptación, de los pequeños, a las nuevas situaciones.

En España, son 20 entidades, miembros de REFAS, en Galicia, Castila y León, Andalucía, Canarias, Cataluña, Castilla La Mancha, Extremadura, Madrid, Navarra, las que a través de depósitos privados o públicos, en cada una de las zonas o provincias donde están, conceden ayudas-reintegrables para la financiación del emprendimiento, para el sostenimiento del trabajo y de la vida.

El Covid-19, nos brinda la oportunidad de en la emergencia y más allá de ella, apostar por estos proyectos, estas empresas, que articulan la sociedad y que lejos de ser una acción insignificante, suponen una nueva forma de economía, donde la persona está en el centro, y el dinero, es el medio y no el fin, de la actividad económica. El Covid-19 nos desvela la fragilidad y vulnerabilidad de nuestras estructuras personales y económicas y, desde lo vulnerable, desde lo pequeño, a la vez, nos desvela la alternativa, capaz de elegir el bien común, la vida digna para todas las personas, la importancia de la red, de enredarnos, de reconocernos y de colaborar.

Una oportunidad, que se abre de nuevo, para un consumo responsable, un apoyo individual y el compromiso de hacer de las redes de consumidores, productores, distribuidores y financiadores la base para la transformación social, ciudadana.

¿Seremos capaces de reconocer su valor, de apoyar sus esfuerzos, de responder a su llamada? ¿Seremos capaces de transformar los males en bienes, para cada vez más personas y pueblos?

Resistir no es sólo aguantar, sino de construir algo nuevo, tomar la iniciativa. ¡Seamos creativos! Algo nuevo está naciendo, ¿no lo notáis?

Beatriz Oliver

REFAS

 

 

REFAS, Red de Finanzas Alternativas y Solidarias

 

 

 

 

Memoria de Actividades Fiare Sur 2019

Captura de pantalla de 2020-02-04 11-31-54

Contamos ya en España con Fiare Banca Etica (FiareBE), una cooperativa al servicio de las personas, plenamente operativa y consolidada, opción firme para los que elegimos una banca ética y participativa.

Los fines de FiareBE no se limitan a la oferta de servicios financieros. Nuestra cooperativa bancaria no se entendería sin la existencia de una densa red de diferentes actores que trabajan con el objetivo común de construir una sociedad más justa, en la que las personas estén en el centro de la economía.

En Andalucía y Extremadura, todas las entidades socias de Fiare Sur reconocemos el papel fundamental que las finanzas desempeñan en la consecución de éste objetivo.

La Fundación Finanzas Éticas, a la que Fiare Sur pertenece como fundadora, es un instrumento de capital importancia en esta tarea y en ella volcamos nuestra participación y trabajo en tres ámbitos de actuación: la educación crítica financiera, el activismo económico y la creación de circuitos financieros éticos de base ciudadana.

La Asociación Banca Ética Fiare Sur se constituye como una asociación sin ánimo de lucro, entre cuyos fines y actividades se encuentran:

– Planificar y desarrollar tareas de sensibilización sobre finanzas en general, y de divulgación, extensión y desarrollo de FiareBE en particular, como propuesta concreta de intermediación financiera ética y responsable.

-Potenciar, apoyar, coordinar y compartir recursos con las iniciativas empresariales, económicas y financieras que compartan nuestros principios y objetivos.

-Colaborar con iniciativas que tiendan a conseguir el logro de similares objetivos para los que ha sido creada la asociación, en cualquier ámbito territorial.

Puedes descargar aquí la Memoria de Actividades Fiare Sur 2019

Publicada la memoria 2019 de actividades de la Mesa de Finanzas Éticas de Andalucía

Logo1

La Mesa de Finanzas Éticas de Andalucía, impulsada por Coop57, Fiare Banca Ética y Oikocredit Sevilla tras la asamblea andaluza de REAS en este territorio en marzo del 2019 llevada a cabo en Osuna, se constituye finalmente en Huelva durante su Feria de Economía Social y Solidaria de mayo. La finalidad de esta plataforma es la consolidación y divulgación de las finanzas éticas como herramienta de transformación social, junto a otras prácticas como la agroecología o el consumo responsable englobadas bajo los principios de la economía solidaria. Durante el 2019, además de empezar a presentarse allá donde las tres entidades han participado, se han realizado diversos talleres formativos para detallar las diferencias entre los servicios prestados de cada organización y, a su vez, cómo pueden complementarse con el fin de crear un referente en el sector. Su puesta de largo puede considerarse la presentación del Barómetro de Finanzas Éticas a nivel estatal en Sevilla, donde se analizó su impacto durante el 2018. Este acto tuvo a principios de diciembre del 2019, dejando entrever que en el 2020 hay apoyo y respaldo suficiente para seguir dando a conocer esta iniciativa.

Mesa Finanzas Éticas de Andalucía

De acuerdo con los criterios expresados por la Mesa de Finanzas Éticas de REAS – Red de redes y a petición de la asamblea general de REAS Andalucía celebrada el 9 de marzo de 2019, las entidades que formamos la Mesa de Finanzas Éticas de Andalucía creemos que debemos impulsar un ámbito de encuentro de las herramientas de finanzas éticas y solidarias vinculadas a las redes de economía solidaria. Entendemos que nuestra actividad financiera debe orientarse a la promoción de la economía solidaria y el mercado social, y que esto debemos hacerlo aplicando criterios de cooperación entre nosotras y de imbricación y complicidad con las propias redes. Por ello, compartimos la convicción de que es necesario articular una mesa o red de Sistema de Finanzas Éticas vinculada a REAS Andalucía y a la Mesa de Finanzas Éticas de REAS – Red de Redes, que nos agrupe, que visibilice públicamente nuestra relación con la economía social y solidaria y que haga más firme, si cabe, nuestra vinculación con las redes.

Objetivos de la Red

  • Articular un espacio de encuentro entre las entidades de finanzas éticas y seguros éticos y solidarios que están vinculadas a las redes de economía social y solidaria y que apuestan, desde su actividad, para promover el desarrollo de la economía solidaria y del mercado social.

  • Generar sinergias y ámbitos de cooperación entre las entidades miembros.

  • Visibilizar las aportaciones a la economía social y solidaria de las entidades miembros.

  • Desarrollar campañas conjuntas de incidencia social y política para fomentar las finanzas éticas y la economía solidaria.

  • Establecer canales de comunicación estables entre las entidades de finanzas y seguros éticos y solidarios y las redes de economía solidaria.

Entidades miembros de la sectorial

Podrán vincularse a esta mesa o red las entidades operativas en el ámbito de las finanzas y los seguros éticos y solidarios en Andalucía que reúnan las siguientes características:

  • Orientar su actividad al desarrollo y promoción de la economía solidaria y del mercado social.

  • Estar vinculadas a las redes de economía social y solidaria articuladas en REAS Andalucía.

  • Orientar su actividad desde los principios y prácticas de la economía solidaria: estar al servicio de las necesidades de las personas, gestión democrática y participativa, distribución equitativa de la riqueza generada, incorporar criterios de cooperación social y de sostenibilidad social y medioambiental, etc.

Puedes descargar aquí la memoria de actividades 2019 de la Mesa de Finanzas Éticas de Andalucía.

Las finanzas éticas se consolidan y conceden préstamos por valor de 1.474 millones de euros a la economía real

IMG-20191204-WA0031

El Observatorio de las Finanzas Éticas ha presentado en Sevilla los datos de crecimiento de las finanzas éticas durante el año 2018

Haz clic para acceder a BAR%C3%92METRO-FINANZASETICAS-CAST-2018.pdf

El 4 de diciembre de 2019 tuvo lugar en Sevilla la presentación pública del Barómetro de las Finanzas Éticas y Solidarias 2018, que muestra la evolución del sector en el estado español durante el último año.

Desde el Observatorio de las Finanzas Éticas se ha reforzado la importancia de unas finanzas éticas que hacen una apuesta clara y única por la promoción de proyectos con un claro impacto social y ambiental positivo y que, al mismo tiempo, están integradas en las diferentes redes locales, estatales o internacionales de las finanzas éticas. En este sentido, se ha apuntado que la banca ética “está muy lejos de las actividades especulativas, la financiación de la industria de la guerra o la apertura de filiales en paraísos fiscales para eludir impuestos”.

El coordinador del Observatorio, Sergi Salavert, ha destacado del informe que “la evolución de las finanzas éticas en España continúa siendo positiva”, destacando sobretodo los préstamos concedidos por las entidades de finanzas éticas en España, que han pasado de 1.267 millones de euros a 1.474 millones en 2018, incrementándose un 16,31%.

Podcast de entrevista a Sergi Salavert, coordinador del Observatorio de Finanzas Éticas en Radio EMA de Sevilla

https://www.emartv.es/2019/12/03/finanzas-eticas/#.XeZbw9F7nZI

También, según datos del informe, este incremento del volumen de préstamos de las entidades financieras éticas a la economía real, ha explicado Sergi Salavert, “contrasta con las cifras de la evolución de los préstamos concedidos por las entidades convencionales en el estado español”.

Según los datos del informe, la tasa de morosidad de las entidades de finanzas éticas fue del 1,68% en 2018, en contraposición con la de la banca tradicional, que se situó en el 5,81%.

El número de personas usuarias se ha reducido un 2,58% pero a pesar esta disminución, el capital social de las finanzas éticas ha seguido creciendo situándose por encima de los 191 millones de euros, que supone un incremento en un 6,45% respecto al año anterior.

Las entidades de finanzas éticas que operan en el estado han financiado proyectos de ámbito estatal e internacional. En España, el sector más financiado con un 40,64% es el medioambiental, seguido por el sector social (22,84%) y el cultural (14,41%). El 22,11% restante corresponde a particulares y administraciones públicas. A nivel internacional, el 76,16% de la financiación se hace a través de microcréditos.

El mundo asegurador también forma parte del sector financiero y es, de hecho, un actor inversor clave. Para incorporarlo al Barómetro se han utilizado como referencia aquellas entidades registradas con el Sello Europeo EthSI de seguros éticos. En este apartado, se ha mostrado cómo los seguros éticos gestionan un volumen de primas de 637.753.230 euros y tienen inversiones realizadas que superan los 1.630 millones de euros.

En relación al volumen de pólizas, las entidades aseguradoras y mutualidades registradas por el Sello EthSI han gestionado más de 1,4 millones de pólizas durante el año 2018.

En el ámbito de la mediación de seguros, las corredurías éticas tienen un volumen de primas intermediadas de más de 12 millones de euros a partir de las más de 20.000 pólizas gestionadas.

La voz de las entidades

Representantes de las principales entidades de finanzas éticas analizadas en el Barómetro han reflexionado sobre los retos de futuro de las finanzas éticas en España.

Daniel Melendro de Coop57  destacó “Desde coop57 abordamos nuevos retos dentro de la Economía Social y Solidaria al entrar en espacios copados por la economía de mercado como, por ejemplo, el sector de la vivienda a través de proyectos de cohousing”.

Juan Antonio Gómez de Oikocredit,  incidió en “El poder de transformación social que tenemos las personas como consumidoras. Las entidades de Finanzas Éticas permiten a las personas retomar el control de su propio dinero, permitiendo generar un impacto social positivo y un reparto de la riqueza más justo, equitativo y sostenible”.

Pepe Ariza de la Escuela de Economía Social añadió “La sensibilización y definición de las finanzas éticas es determinante para que cada vez seamos más. Iniciativas como las de hoy ayudan a que nos conozcamos”.

Marina Codón de TriodosBank expuso “Desde Triodos apostamos por unas finanzas sostenibles. Este año hemos medido nuestra huella de carbono, siendo la primera entidad financiera en calcularlo en España”.

Por su parte, Javier Moreno de Fiare Banca Etica acabó diciendo “Somos un ecosistema, hacemos economía para transformar la sociedad hacia una democracia económica, fomentando unas relaciones económicas no violentas donde priman las personas”.

__________________________________________________________________

Más sobre el Observatorio de las finanzas éticas

El observatorio pretende ser un espacio de encuentro entre los diferentes actores del sistema financiero ético del estado, promovido y coordinado desde FETS-Finançament Ètic i Solidari, dedicado a la observación, el análisis y la elaboración de estudios, tanto puntuales como periódicos, del ámbito de las finanzas éticas y de su impacto en la realidad socioeconómica catalana y española.

¿Qué es el Observatorio de las Finanzas Éticas?

Fiare Sur participa en la Presentación en Sevilla del Barómetro de las Finanzas Éticas 2018

Presentación Barómetro Finanzas Éticas

Presentación del Barómetro de las Finanzas Éticas 2018:
Radiografía del sector en el estado español durante el último año con la participación de las principales entidades financieras analizadas.

Durante las próximas semanas tendrán lugar los actos de presentación del Barómetro de las Finanzas Éticas en diferentes puntos de la geografía española. Madrid, Bilbao, Barcelona y Sevilla serán las ciudades en las que se presentará el único informe que muestra la evolución del sector financiero ético en el estado español durante el último año. El Barómetro muestra una serie de variables cuantitativas de las entidades que representan el núcleo del sistema financiero ético y su evolución. En esta nueva edición se han tenido en cuenta los datos de las 8 entidades del sector asegurador que están certificadas como seguros éticos y de un total de 12 entidades bancarias y parabancarias que ofrecen algún producto o servicio vinculado a las finanzas éticas. En el acto se presentarán datos del informe elaborado por el Observatorio de las Finanzas Éticas y se contará con la presencia y participación de representantes de las principales entidades bancarias, parabancarias y del sector de los seguros que han sido analizadas en el Barómetro.

El acto en Sevilla será:
Día: el miércoles 4 de diciembre de 2019:
Hora: 18.00 h
Lugar: Palacio Marqueses de la Algaba
Plaza Calderón de la Barca s/n, Sevilla

Presentación del Barómetro de las Finanzas Éticas 2018:
Ponente: Sergi Salavert, Coordinador del Observatorio de las Finanzas Éticas

Entidades invitadas:
Coop57
Escuela Economía Social
Fiare Banca Etica
Ideas Comercio Justo
Oikocredit
REAS
REFAS
Triodos Bank España

¿Quieres saber más sobre el Observatorio de las Finanzas Éticas?
El Observatorio quiere ser un espacio de encuentro de los diferentes actores del sistema financiero ético de España, promovido y coordinado desde FETS (Financiación Ética y Solidaria), que se dedica básicamente a la observación, análisis y elaboración de estudios, tanto puntuales como periódicos, de la realidad de las finanzas éticas y de su impacto en la realidad socioeconómica catalana y española. De igual manera quiere participar activamente en coordinación con otras entidades similares, en la creación de un espacio común europeo de las finanzas éticas y solidarias.
El Observatorio realiza el Barómetro de las Finanzas Éticas desde el año 2007, y ha publicado un total de 8 informes sobre diversas temáticas vinculadas al sector financiero ético. Asimismo, desde el Observatorio se ha impulsado el Sello EthSi (Ethical and Solidarity Based Insurance) que certifica el cumplimiento de criterios éticos en el sector asegurador europeo.

Más información y entrevistas:
Marta Ruiz – Prensa
626970482 / comunicacio@fets.org
Materiales de prensa disponibles una vez finalizada la presentación

Fiare Sur apoya la primera convocatoria de la ​ Mesa por la Emergencia Climática de Málaga ​

448305553_188473-1

A las puertas de la COP25, Ayuntamiento, Diputación y Universidad de Málaga, decenas de colectivos y el Ayuntamiento de Barcelona participan en la Mesa por la Emergencia Climática de Málaga.
Nota de prensa
Málaga, España
25 de Noviembre 2019

La Cumbre del Clima de Naciones Unidas (​ COP25​ ) tiene lugar en España (Madrid) del 2 al 13 de diciembre. La ciudad de ​ Málaga firmó el ​ Acuerdo de París y el Pacto de Alcaldes; y recientemente, ante la fuerte presión social, el ​ Ayuntamiento​ , la ​ Diputación ​ y la ​ Universidad han declarado el estado de emergencia climática​ . En aras de cumplir con dichos compromisos vitales debemos reducir las emisiones de carbono a cero neto con la inmediatez apuntada por la ciencia, y multiplicar las capacidades de adaptación y resiliencia. Sin embargo, según el diagnóstico del Plan del Clima 2050 de Málaga del OMAU, las ​ emisiones han aumentado en un 46,9% en la ciudad desde 2002, debido fundamentalmente al tráfico rodado de vehículos privados, barcos y aviones, la cementera y la central de gas de ciclo combinado. Al mismo tiempo, según la Agenda Urbana 2015, contamos con muy pocas zonas verdes y grandes ​ desigualdades sociales​ . Se precisa por tanto una ​ transformación profunda ​ del modelo de ciudad, económico, energético y de prioridades sociales, mediante la ​ participación directa y democrática​ del conjunto de la ciudadanía.

En este contexto, la ​ Alianza Malagueña por la Emergencia Climática y Ecológica impulsa la primera convocatoria de la ​ Mesa por la Emergencia Climática de Málaga ​ que tendrá lugar mañana martes ​ 26 de Noviembre a las ​ 18h30 en el Salón de Grados de la Facultad de Económicas de la Universidad de Málaga (Campus El Ejido). Inspirada en casos de éxito como la Mesa por la Emergencia Climática de Barcelona, y auspiciada por la urgencia que marca la comunidad científica internacional (​ 2020 es el límite para poner en marcha las medidas políticas necesarias), la Mesa se conforma como un espacio abierto de diálogo y co-creación en el que ​ todos los agentes sociales y económicos ​ del municipio y provincia diseñemos las estrategias, medidas y actuaciones de una transición rápida y justa de la economía basada en la ciencia y la cooperación, y que coloque en el centro a las personas más vulnerables.

El objetivo de la 1a convocatoria ​ de la Mesa es presentar a la ciudadanía e instituciones las ​ evidencias científicas y sociales de la situación de emergencia climática, ecológica y social. A este fin, en primer lugar se presentarán la Alianza y las entidades participantes, y se planteará la Mesa; acto seguido una representante del ​ Ayuntamiento de Barcelona nos hablará del funcionamiento, objetivos y resultados hasta la fecha de la Mesa de Barcelona; después ​ Pedro Marín, Director del OMAU​ , expondrá el ​ Plan del Clima de Málaga en desarrollo (emisiones, escenarios, vulnerabilidades y primeros resultados de la participación); a continuación ​ Jesús Bellido​ , doctor e investigador del ​ Aula del Mar, UICN y UMA​ , resumirá el ​ informe “Valoración científica de la idoneidad e implicaciones de la Declaración de Emergencia Climática en el Municipio de Málaga”, elaborado y firmado por 41 profesionales de la ciencia y la educación en Málaga (9 catedráticos); y finalmente se consensuarán los detalles de la ​ 2a convocatoria​ de la Mesa a venir: fecha, objetivos y nuevos actores a sumar.

Además de las personas citadas, se cuenta con la ​ presencia confirmada de: ​ Susana Carillo, Teniente Alcalde Delegada de Innovación y Digitalización Urbana del ​ Ayuntamiento de Málaga​ ; ​ Antonio Jesús Pérez​ , Director de la Delegación de Medio Ambiente, Turismo Interior y Cambio Climático de la Diputación de Málaga​ ; ​ Patricia Mora​ , Vicerrectora Adjunta de Smart Campus de la ​ Universidad deMálaga​ ; ​ Raquel Garrido​ , Responsable de Comunidades Locales y Comunicación de la empresa HeidelbergCement Hispania (cementera de la Araña); y representantes de múltiples colectivos y entidades de la ​ sociedad civil organizada de Málaga (muchas dentro de la Alianza) incluyendo a federaciones de consumidores, asociaciones vecinales, parroquias, sindicatos, agrupaciones socio-culturales, redes de centros educativos y AMPAS, institutos y centros de investigación, empresas, fundaciones, plataformas de voluntariado y tercer sector. Se ha invitado igualmente, entre otros, al Aeropuerto de Málaga-Costa del So​ l, la ​ Autoridad Portuaria y la ​ Confederación de Empresarios de Málaga​ , que aunque no pueden participar en esta ocasión, o no han contestado, esperamos que sí lo hagan en el futuro pues todas debemos de ser parte de la solución.

Tres días después, el ​ 29N​ , tendrá lugar una nueva ​ movilización global por el clima y el futuro y la vida​ , impulsada por ​ Fridays for Future (Juventud por el Clima), con una ​ concentración convocada en ​ Málaga en la Alameda a las 19h. Posteriormente el ​ 6 de diciembre tendrá lugar en ​ Madrid durante la ​ COP25 una ​ manifestación multitudinaria​ , con miles de personas venidas de toda España y el mundo reclamando acción y justicia climática ya. Es el momento, actuemos conjuntamente y con contundencia por una Málaga habitable, justa y en la que merezca la pena vivir. Nos vemos mañana en la Mesa.

La Alianza Malagueña por la Emergencia Climática y Ecológica
malagaemergenciaclimatica.org
malagaemergenciaclimatica@gmail.com

Fiare Sur se adhiere a la Alianza Malagueña por la Emergencia Climática y Ecológica #EmergenciaClimáticaYa

Banner-Web-Alianza-27S-1024x422

El día 15 de octubre 2019 Fiare Sur ha firmado el manifiesto #EmergenciaClimáticaYa y se ha unido a la Alianza Malagueña por la Emergencia Climática y Ecológica.

Alianza Malagueña por la Emergencia Climática y Ecológica

El manifiesto recoge sólo los objetivos generales generales de la Alianza, lo que nos une y queremos conseguir en nuestro municipio y provincia como respuesta a la emergencia climática y ecológica, en forma de directrices básicas y no de medidas o propuestas concretas, las cuales vendrán a posteriori, como herramientas y actuaciones que implementen y apliquen el manifiesto, dentro de un plan de acción climática basado en los consensos científicos, la justicia social y la cooperación por el bien común.

1. Quiénes somos

La Alianza Malagueña por la Emergencia Climática y Ecológica somos un movimiento ciudadano, abierto, diverso y apartidista en Málaga que tenemos como fin sensibilizar e incidir políticamente para que la sociedad malagueña sea consciente del estado de emergencia climática y ecológica en que se encuentra nuestra ciudad, provincia y planeta, y actuemos localmente en concordancia.

Las consecuencias que el calentamiento global tiene para la sostenibilidad de la vida son evidentes, según el IPCC de Naciones Unidas en su IV Informe de evaluación:

  • Las pruebas de observación de todos los continentes y la mayoría de océanos muestran que los cambios climáticos afectan a muchos sistemas naturales, principalmente los aumentos de temperatura.
  • Una evaluación mundial de datos a partir de 1970 pone en evidencia que el calentamiento antropogénico influye de manera visible sobre muchos sistemas físicos y biológicos.
  • Cambiarán los impactos debido a la modificación de la frecuencia e intensidad de los fenómenos extremos meteorológicos, climáticos y del nivel del mar.
  • Algunos fenómenos climáticos de gran escala tienen potencial para ocasionar impactos muy grandes a partir de este siglo.
  • Los impactos del cambio climático varían regionalmente con costos anuales netos que se van incrementando con el paso del tiempo a medida que aumentan las temperaturas globales.
  • La vulnerabilidad al cambio climático se puede exacerbar debido a otros factores de tensión.
  • La mitigación de las causas evitará, reducirá o retrasará muchos impactos.
  • Un programa de medidas de adaptación y mitigación reducirá los riesgos asociados.

La solución a esta crisis pasa indudablemente por la reducción (mitigación) drástica y urgente de la emisión de Gases de Efecto Invernadero (GEI), unas emisiones que tienen su origen a nivel Español, según los informes oficiales del Ministerio para la Transición Ecológica (Avance de Emisiones de GEI en 2018 – MITECO), mayoritariamente y por este orden en el transporte, la industria, la generación de electricidad, la agricultura en su conjunto, el consumo de combustibles en los sectores residencial, comercial e institucional, y los residuos; y a nivel de Málaga, según el Observatorio del Medio Ambiente Urbano del Ayuntamiento de Málaga -OMAU- (Plan del Clima 2050 de Málaga), en el transporte privado comercial, el puerto y el aeropuerto, la cementera, la central de gas de ciclo combinado, los edificios residenciales, edificios y equipamientos terciarios no municipales, y los vertederos. En general, casi todas las emisiones están relacionadas con el uso y abuso de la energía para abastecer un modelo productivo y de consumo basado casi exclusivamente en los combustibles fósiles.

2. Qué demandamos

Ante la emergencia climática y ecológica descrita por organismos globales como las Naciones Unidas (informes “Calentamiento Global de 1.5ºC”, “Global Assessment Report on Biodiversity and Ecosystem Services 7”) y locales como el OMAU (Plan del Clima 2050 de Málaga): el Ayuntamiento de Málaga, la Diputación de Málaga, las instituciones públicas, los actores privados y la sociedad civil del municipio y provincia de Málaga debemos comprometernos a tomar los siguientes pasos:

1. Declarar el estado de emergencia climática y ecológica inmediatamente.

2. Reducir los gases de efecto invernadero de la economía malagueña hasta alcanzar el balance neto cero tan pronto como sea posible, detener la pérdida de biodiversidad y restaurar los ecosistemas, siguiendo los objetivos y recomendaciones marcadas por los consensos científicos, adoptando los compromisos y normativas, y movilizando los recursos necesarios para ello.

3. Abandonar los combustibles fósiles, apostando por una energía 100 % renovable, distribuida y democrática, y por el transporte público colectivo y los medios y vehículos de emisiones cero, de manera urgente y prioritaria: frenando nuevas infraestructuras y desinvirtiendo los fondos ligados a combustibles fósiles, reduciendo el consumo y la demanda energética, principalmente en los sectores mencionados con anterioridad, apostando por el pleno autoconsumo eléctrico 100% renovable, y el transporte y la movilidad sostenible; con una política de residuo cero, educación e información a la ciudadanía, apoyando los bienes públicos y comunes, la autogestión, la gestión inteligente y democrática del territorio, y la regeneración rural, ecológica y humana.

4. Llevar a cabo una transformación socio-económica justa, urgente y de acuerdo con los consensos científicos, del modelo de economía, ciudad y territorio, que genere soberanía (alimentaria, energética, financiera…), equidad e inclusión; proteja y expanda los derechos humanos y sociales (vivienda, migraciones…), priorizando a los grupos más vulnerables y afectados tanto por la crisis como por sus soluciones; y respete los límites de la biocapacidad del territorio y el planeta.

5. Desarrollar y ampliar las capacidades de adaptación y resiliencia del municipio y provincia de forma anticipada a los efectos que la crisis climática y ecológica genere, como olas de calor y temperaturas extremas, sequías y escasez de agua, lluvias torrenciales y precipitaciones irregulares, aumento del nivel y acidificación del mar, plagas, etc.

6. Garantizar la justicia, democracia y transparencia del proceso mediante una asamblea ciudadana vinculante y con competencias en vigilancia, seguimiento y control de las medidas adoptadas, mediante indicadores y objetivos verificables y cuantificables, que integren la visión de género y de los grupos vulnerables y afectados.

Plan Integrado de Área y Comunidad de Acción

El sábado 28 de septiembre de 2019 se produjo el primer encuentro del territorio sur de FiareBE.
cover
Intensa y fructífera jornada de trabajo en Antequera, con representantes de los GITS (grupos de iniciativas territoriales) de Andalucía Occidental, Andalucía Oriental, Murcia, Extremadura y Fiare Sur con Alessandro Celoni, director de FiareBe en España.
EFtRsbYXoAAj7DM
Se ha presentado el plan estratégico de Fiare Banca Ética para 2020. Avanzamos en la economía social y colaborativa.
EFtRsbkWwAAqbBh

Queremos fortalecer la base social de Fiare en nuestras zonas y seguir sumando personas, colectivos, entidades!,  que cada vez seamos más las que formemos parte de esta cooperativa bancaria que pone en el centro de la economía a las personas, al medio ambiente, a la comunidad.. a la VIDA!

EFtRsbjXkAIBpPE

Escuela de Economía Social de Andalucía, COACEHL, cooperativa de ahorro y crédito de Honduras y Fiare Sur: Visita de trabajo a nuestra sede central en Padua.

65041401_2607837292567920_3191163896383668224_n

El pasado miércoles 19 de junio, una delegación del sector cooperativo hondureño visitó la sede de Banca Popolare Etica en Padua (Italia) con el objetivo de conocer el modelo de gobernanza de la organización y las particularidades de la legislación italiana en materia de banca cooperativa por acciones. El motivo de tal interés se centra en que en la actualidad se ha abierto un proceso de modificación legislativa en materia cooperativa en Honduras y se pretende incorporar algunas buenas practicas europeas en el apartado de bancos cooperativos y su organización interna.

 

 

 

El encuentro fue organizado conjuntamente por la Escuela de Economía Social de Andalucía y Banca Popolare Etica en una actividad internacional en San José de Costa Rica, organizada el pasado mes de febrero por la acción exterior de la Escuela de Economía Social de Andalucía, socia de FiareBE y de Fiare Sur, que tiene una trayectoria de mas de una década, sobre todo en América Latina y el Caribe, en la promoción de la economía social y solidaria. En esta actividad de San José de Costa Rica se concitaron actores de la región del sector cooperativo de ahorro y crédito de Colombia, Argentina, Costa Rica y Honduras. De este último contacto, se planificó conjuntamente una futura visita de una delegación hondureña a Padua una vez terminado el proceso asambleario de Banca Popolare Etica en mayo de 2019.


 

 

La Escuela de Economía Social, consciente de que nuestra identidad compartida y de que los avances que hemos tenido son gracias al trabajo en cooperación, invitó a la Asociación Fiare Sur a incorporarse a esta Delegación para visitar la Sede Central de Banca Popolare Etica.

La asociación Fiare Sur de Banca Ética aceptó la invitación como una oportunidad de aportar, junto con una de nuestras entidades socias, nuestro trabajo y capacidades a Banca Popolare Etica, como ya hicimos con otra de nuestras entidades cooperativas socias, el Consorcio Andaluz de Impulso Social (CAIS), que nos acompañó, en marzo pasado, al Forum per Cambiare l’ordine delle Cosse, organizado en Roma por la Fondacione Finanza Etica, entre otras entidades, y en el que Fiare Sur representó a la Fundación Finanzas Éticas de España.

 

 

En Padua fuimos recibidos por responsables de los departamentos de cultura y promoción de finanzas éticas y de relaciones internacionales. El modelo de gobernanza de nuestra cooperativa de banca ética y ciudadana y la legislación italiana en materia de finanzas éticas centraron centrado la sesión de trabajo de esta visita. También tuvimos la oportunidad de conocer las instalaciones de nuestra sede central, un ejemplo de soluciones arquitectónicas y energéticas de nuestro compromiso con la sostenibilidad de nuestro planeta.

 

 

Desde la Escuela y desde Fiare Sur estamos convencidos que la interacción de principios cooperativos y de finanzas éticas es un elemento clave tanto para la mejora de la gobernanza de las organizaciones de ahorro y crédito con las que mantenemos vinculación en América Latina, como en la manera en la que intervienen en el sector social y productivo que es el que crea empleo en sus territorios.

IMG_20190619_140707

Banca Popolare Etica es el mejor ejemplo.